Ana Messuti ,abogada de la querella argentina contra los crímenes del franquismo

INFORME SOBRE MALLORCA
Vale la pena que conozcan todos lo que ha sucedido en Mallorca desde el viaje de la jueza Servini.
Como tantas veces nos ha pasado, ciframos esperanzas en que se practiquen determinadas diligencias, por ejemplo, que viaje la Jueza o que haya videoconferencias, o que se hagan nuevas imputaciones (me refiero a esperanzas frente a posibles acciones de la justicia argentina, claro), y las esperanzas quedan frustradas, o bien, para que se realicen, debemos esperar mucho tiempo. Algo similar nos parecía que sucedía en Mallorca. Digo “nos parecía” porque en realidad las cosas tuvieron un desenlace imprevisto.
Uno de los lugares que la jueza había dicho que visitaría era Mallorca. Pero cuando llegó nos dijo que no tendría tiempo. Para nosotros fue una verdadera angustia. A pesar de los esfuerzos de nuestra compañera María Antònia Oliver, la noticia de que prestarían declaración había llegado a las interesadas, y frustrar así su entusiasmo era incluso cruel.
Por suerte María Antònia tuvo una idea que resultó muy buena: que fuéramos a Mallorca Máximo Castex y yo, que habíamos acompañado a la jueza en su viaje por el País Vasco y, al menos, mostráramos la cara de dos de los abogados que las representaban. No dudamos y partimos por la mañana para regresar a la noche. Por supuesto, no pensamos en ningún momento decirles que su declaración ante nosotros tendría el mismo valor que si lo hicieran frente a la jueza, pero escuchamos a cada una, sin límite de tiempo, con calma pero a la vez con ciertas formalidades que le dieran ese toque jurídico que era necesario darle. Por ejemplo, les preguntamos qué querían agregar a sus querellas como petición concreta. Redactamos un escrito para cada una, incluyendo esa petición, que firmaron y firmamos. (Tomamos de ese modo cinco declaraciones, a pesar de que la jueza había previsto tomar sólo tres). María Antònia había dado bastante difusión a nuestra visita en la prensa: vinieron varios medios a entrevistar a los declarantes. Esto suponemos que ha tenido alguna influencia en lo que sucedió después…
Y que no nos podíamos imaginar que sucedería.
Cuando habían transcurrido ya varios días desde la partida de la Jueza para Buenos Aires, María Antònia me dice que han citado a dos de las personas con las que nos entrevistamos, Catalina Moyá Bauzá y Francisca Mas Mesquida, al Juzgado de Instrucción número 1 de Manacor (Mallorca) para que prestaran declaración el 19 de junio, en “auxilio judicial internacional” (es decir, en cumplimiento del exhorto (la comisión rogatoria) enviado por el Juzgado argentino). Y pocos días después me hace saber María Antònia que Isabel Antich había sido citada al Juzgado de Instrucción número 4 de Palma de Mallorca a los mismos efectos.
Sinceramente nos sorprendió. Aunque sabíamos que la jueza tenía los nombres y los había incluido en el escrito en el que solicitaba a la Corte Suprema la autorización para el viaje, no teníamos idea de que había enviado efectivamente exhortos a Mallorca. Y mucho menos imaginábamos que se les daría cumplimiento aunque ella ya no se encontrara en territorio español.
Las declarantes estaban muy emocionadas y muy felices al mismo tiempo. (Los compañeros que han prestado declaración conocen muy bien ese sentimiento). Tuvieron la posibilidad de exponer extensamente sus casos y tenían ese sentimiento único que se experimenta cuando se sabe que se está haciendo algo “por primera vez”. No sólo era la primera vez para ellas, era la primera vez que se hacía: denunciar ante un juez español, sin la presencia de la jueza argentina, los crímenes del franquismo… Allí se comprobó lo acertado que había sido su “declaración” ante nosotros, dado que pudieron incorporar a su expediente las peticiones que habíamos firmado cuando nos entrevistamos con ellas en Palma.
No podemos dejar de agradecer a los abogados de Mallorca que colaboran con la Asociación de la Memoria y que las han acompañado.
Si bien las personas citadas son querellantes en la causa abierta en la Argentina, y al declarar estaban complementando su querella, lo que significa que esta diligencia judicial se realizó en el marco de la causa abierta en la Argentina, no se puede pasar por alto que los jueces de Mallorca demostraron su voluntad de cooperar con la justicia argentina, que ejerce en este caso la jurisdicción universal. Tenían una buena excusa para no hacerlo, la ausencia de la jueza argentina. Hay, por lo tanto, una señal muy positiva en esta actitud.
Los casos de cada una de las dos primeras declarantes ya han sido descritos en un Comunicado que ha enviado María Antònia. El caso de Isabel Antich, que ha declarado ayer, tiene un grado más de crueldad: su padre, herido con arma de fuego, fue quemado vivo junto a otros, públicamente… Hasta la jueza que le tomó declaración no pudo evitar las lágrimas.
Esperamos que la actitud de estos jueces sea una señal de que los ladrillos del imponente muro de impunidad que han construido otros jueces españoles empiezan a resquebrajarse.
Un abrazo a todos
ana

Anuncios

Rueda de Prensa

                                                      cropped-01.jpg

RUEDA DE PRENSA

Con una foto ante el Poder judicial, víctimas, juristas y la Plataforma por la Comisión de la Verdad sobre los crímenes del franquismo, pedirán una entrevista al presidente del Tribunal Supremo, Carlos Lesmes y al nuevo Consejo General del Poder Judicial, para solicitar amparo y el cumplimiento por la justicia de las recomendaciones de la ONU.

                                                             FOTO y RUEDA

La Plataforma por la Comisión de la Verdad sobre los crímenes del franquismo junto con víctimas, familiares, juristas y asociaciones ante el Consejo General del Poder Judicial

Fecha: Lunes 17 de febrero

Hora:  12:00 horas

Lugar: Consejo General del Poder Judicial

c/ Marqués de la Ensenada nº 8, Madrid

Contacto: comisionverdadfranquismo@gmail.com

Participan: familiares, víctimas, juristas, representantes de la Plataforma y de las Asociaciones de la memoria.

 

Acto en el Ateneo, 19 de enero de 2014 “Declaración al Relator de la ONU”

Imagen

Madrid, 19 de enero 2013

 

Esta semana recibimos la visita de Pablo Greiff, Relator especial de Naciones Unidas para la promoción de la verdad, la justicia, la reparación y las garantías de no repetición. Una vez más, tenemos que levantar la voz para denunciar que en España no se cumple ninguno de los principios y directrices que rigen la actuación de este organismo de la ONU.
 En nombre de la Plataforma por la Comisión de la Verdad, que representa a más de cien asociaciones de familiares de víctimas del franquismo y de la memoria histórica, volveremos a denunciar una vez más la situación de indefensión y el desamparo institucional, jurídico y político que todavía sufren decenas de miles de víctimas del franquismo y sus familiares.
 Hablamos en nombre de las más de 150.000 personas víctimas de desapariciones forzadas, cuyos familiares siguen esperando un reconocimiento como tales y una solución por parte del Estado democrático. Hablamos en nombre de las miles de víctimas anónimas sin voz sepultadas en las 2.000 fosas comunes desperdigadas por la geografía española que no han sido exhumadas y de las decenas de  miles de casos de niños robados durante la dictadura. Todos ellos forman parte de un conjunto de delitos cometidos bajo el franquismo que son imprescriptibles.
 
España sigue siendo una excepción en la Europa democrática. Hoy, 77 años después del golpe militar y 36 años después de la restauración de la democracia, ni la justicia, ni las instituciones han dado pasos significativos para cumplir con la legislación internacional y con el respeto debido a los derechos humanos y a las víctimas.
 Es más, se ha retrocedido de manera injustificada, dejando sin efecto y sin presupuesto la ley de memoria histórica que por primera vez abordaba este problema, aunque de manera insuficiente. 
 Todo esto provoca un enorme sufrimiento a los familiares de las víctimas y un innecesario dolor que ya se prolonga varias décadas.
 Esta situación intolerable ha sido puesta de manifiesto por el Grupo de trabajo de la ONU sobre desapariciones forzadas e involuntarias (GTDFI) en su informe preliminar sobre España, después de la visita a nuestro país y de entrevistarse con responsables del gobierno, de la sociedad civil y de las víctimas y asociaciones de memoria. Y en el mismo sentido se ha manifestado el Comité de desapariciones forzadas de la ONU en sus conclusiones sobre el cumplimiento que España hace de la Convención Internacional.
 Estos informes advierten de la situación de desprotección de las víctimas y de la obligación que tiene el Estado español de abordar esta situación de acuerdo con la legislación internacional sobre derechos humanos.
 
Creemos que esas recomendaciones, respaldadas por la autoridad política y moral que representa Naciones Unidas, son un buen punto de partida para establecer un acuerdo político y social, un verdadero pacto de Estado que aborde una solución definitiva para las víctimas y los crímenes del franquismo que la democracia no ha sabido resolver hasta ahora.
 Hace un mes nos dirigimos al presidente de gobierno, Mariano Rajoy, para solicitarle una entrevista que todavía no ha tenido ninguna respuesta.
En la carta que le dirigimos, pedíamos una solución en el marco de los principios de la ONU y que pusiera en marcha las medidas necesarias para impulsar un gran acuerdo nacional que concluya en la constitución de una Comisión de la Verdad que emane de las Cortes. Una solución adoptada por más de cuarenta países de todo el mundo que, como nosotros, han sufrido dictaduras, violaciones masivas de los derechos humanos y crímenes contra la humanidad.
 No sería comprensible que el Estado, el Gobierno y las instituciones dieran la espalda a esta tragedia que afecta a cientos de miles de víctimas, y los crímenes del franquismo se escondieran definitivamente en el cajón del olvido. Sería igualmente injustificable que el Estado no estableciera los mecanismos necesarios para que se cumplan las recomendaciones de la ONU.
 Hay que recordar que la democracia tiene pendiente una deuda con las víctimas del franquismo que aportaron su dolor, su sacrificio y su silencio para hacer posible la instauración de la democracia.
 Sin embargo, miles de familias siguen sin ser reconocidas como víctimas del franquismo y no sabemos si el gobierno las incluirá en el nuevo proyecto de Ley orgánica del estatuto de la víctima del delito. 
 Sería trágico y contrario al espíritu de la transición -y atenta contra la democracia- que se institucionalizaran dos categorías de víctimas en España: unas con todos los derechos y el reconocimiento que merecen y otras abandonadas a su suerte y sin ningún derecho.
 La visita del Relator de la ONU nos permite reivindicar y exigir que el gobierno de Mariano Rajoy  se comprometa a cumplir los principios, las resoluciones y los acuerdos internacionales en materia de derechos humanos y, como proclama el relator de la ONU, en España sean posibles la verdad, la justicia y la reparación para que se den las garantías de no repetición.
 
 
Plataforma Comisión de la Verdad
     comisionverdadfranquismo@gmail.com    
http://comisionverdadfranquismo.com    
 

Documental: Desde el Silencio. Sobre el Exilio Republicano en el Norte de África.

Martes 10 de diciembre 2013
Hora.18.30
Biblioteca Histórica Marqués de Valdecilla. UCM.
C/ Noviciado. Nº 3
Documental: Desde el Silencio. Sobre el Exilio Republicano en el Norte de África. Dirigido por Sonia Subirats y Aída Albert
INTERVIENEN:
Nieves Oliveira o Gregoria Sanz. Vicepresidentas de AMESDE
Pedro Crespo. Tesorero de AMESDE.
Sonia Subirats Silvestre. Directora de El Documental

Julia Garcia Sánchez nunca se adhirió a una rebelión | #DiseloalaONU

Mi abuela paterna, Julia Garcia Sánchez, natural de Talavera de la Reina, perteneciente a la UGT, jornalera, destacada activista repúblicana, luchó en las calles de su ciudad contra las tropas fascistas que fusilaron en la calle nada más tomar la plaza a su madre el 2 de Septiembre de 1936 .

Junto con sus hermanos e hijos huyó hacia Madrid, donde colaboró en su defensa, siendo detenida el 15 de Mayo de 1939.

Condenada en primera instancia a la pena de muerte por el delito de “adhesión a la rebelión ” por un tribunal militar, le fue conmutada la pena a la de 30 años y destierro. Recientemente sus nietos hemos investigado su pasado y rehabilitado su memoria.

Reclamamos al Estado Español la anulación de la sentencia y la el reconocimiento a su lucha antifascista.

Luis Alberto Alonso Nodar

‘La Memoria’ entrevista en exclusiva a la jueza argentina que investiga los crímenes franquistas

María Servini, jueza argentina

  • María Servini, una magistrada veterana muy sensibilizada con los derechos humanos, concede su primera entrevista desde que asumió en 2010 la causa por los crímenes de la dictadura española
  • El Gobierno español forzó la pasada semana la suspensión de videoconferencias en el Consulado argentino en Madrid a través de las que la jueza iba a tomar declaración a testigos y querellantes

Sigue leyendo